M.ª Carmen Escriche Monzón

Socia profesional

Carmen Escriche. Abogada experta en Derecho Civil, Responsabilidad Civil, Derecho de Daños, Derecho Patrimonial y Derecho Administrativo. Licenciada en Derecho por la Universidad de Valencia. Socia Profesional de Domingo Monforte Abogados Asociados desde 1998.

«Un viaje de mil millas comienza con un primer paso».

P.- ¿Por qué decidió estudiar derecho y cuáles fueron sus inicios profesionales?
Estudié Derecho por la visión de servicio a los demás y utilidad que intuía tenía la carrera, unido a que era una de las carreras que más salida tenía en aquel momento. Mi intención inicial era incorporarme a la Administración como técnico, sin embargo opté por el ejercicio profesional tras realizar las prácticas en el despacho de José Domingo, donde todavía estoy.

P.- ¿Conserva en su memoria el primer juicio en el que intervino?
Si, fue ante la Audiencia Provincial. Fue una vista de apelación en la que defendíamos la procedencia de la inclusión de los honorarios de Letrado y Procurador en las tasaciones de costas derivadas de los juicios de tráfico de la antigua Ley 3/89. Era una mera cuestión jurídica pero de mucha transcendencia económica, pues las Compañías Aseguradoras mantenían una oposición férrea y un miedo cerval a que pudiera prosperar la tesis de nuestro despacho. Inclusión que igualmente manteníamos en relación a los juicios de faltas de tráfico.
El criterio fue posteriormente acogido, y ya se admitían con normalidad las minutas de letrado en las tasaciones de costas en los juicios verbales por accidentes de tráfico, en aquel momento fuimos pioneros en plantear algo inédito.

P.- Usted es especialista en Derecho de daños y responsabilidad civil, ¿cómo valora la aportación jurídica y científica del despacho en esta área?
La responsabilidad civil ha sido siempre una de las principales especialidades en el Despacho, y José Domingo un profesional muy valorado no sólo por los clientes, sino también por los compañeros y el resto de profesionales del sector asegurador.
El Despacho da mucha importancia a la formación y también a la investigación, siendo múltiples los trabajos que hemos publicado en revistas especializadas en materia de responsabilidad civil y derecho de daños.

P.- Usted se incorporó en 1998, casi diecisiete años en unión profesional al despacho ¿Qué valoración nos hace?
Muy positiva. El despacho no es sólo una unión de profesionales, sino que nos une la forma de ver y ejercer la profesión, con unos valores de honradez, ética, profesionalidad, respeto… que todos compartimos. El trabajo así ejercido, aunque en ocasiones sea duro, tiene muchas recompensas y es muy gratificante la unión y solidaridad de todos los profesionales que conforman el despacho.
La verdad es que trabajar así es un lujo.

P.- Por último, ¿puede hablarnos de sus hobbies y aficiones?
No tengo ningún hobby fuera de lo común. Después del trabajo y de la familia no me queda mucho tiempo libre, pero cuando lo tengo me gusta leer y pasear.

foto-mari-carmen-ludica